Consejos para los sobrevivientes sobre los medios

To read in English, click here.

Los medios de comunicación pueden ser una gran herramienta para aumentar la concientización pública sobre la violencia sexual, pero también pueden presentar retos para algunos sobrevivientes. Las representaciones de violencia sexual en el cine, los programas de televisión, las noticias y en las redes sociales pueden suscitar reacciones negativas, desde re-experimentaciones del hecho (flashback) y ansiedad hasta sentimientos de tristeza o irritabilidad. A continuación hay unas cuantas formas para ayudarle a limitar estar expuesto(a) a estos medios que pueden suscitar estas experiencias incómodas.

El cine y los programas de televisión

El cine y los programas de televisión que representan la violencia sexual pueden ser parte de tramas dramáticas que contienen escenas explícitas, o que hacen énfasis en el trauma en lugar de la recuperación. Tenga presente los siguientes consejos prácticos que le ayudarán a sobrellevar su experiencia audiovisual de una forma segura.

  1. Usted tiene control. Usted nunca tiene que ver algo para probar que lo puede soportar. Si usted va al cine y se siente angustiada(o), usted tiene la libertad de salir. Si su programa semanal de televisión tiene una escena que le parece agobiante, apague el televisor por cinco minutos. Usted no tiene que ver algo que no quiera ver.
  2. Preste atención a las señales de advertencia. Si le preocupa que un programa de televisión o un cine la(o) podría hacer sentirse incómoda(o) lea la descripción antes de verlo. Los comerciales de la TV Guide, las reseñas de cine y las explicaciones de las clasificaciones le pueden dar una idea del contenido. Si usted desea ver el programa o la película pero aún está nerviosa(o), planee hacerlo en un espacio seguro, como su casa en lugar de un teatro lleno de gente.
  3. Recuerde, esta no es la historia completa. A menudo el cine y los programas de televisión dejan por fuera la parte más crítica: el proceso de recuperación. A un sobreviviente le puede tomar bastante tiempo salir adelante, y no necesariamente constituye un tema de contenido entretenido. El cine y los programas de televisión quizás hacen énfasis en el drama de la experiencia del sobreviviente por encima de los pasos positivos de superación.

Los Noticieros

Los periódicos, las revistas y sus componentes de la red pueden todos declarar casos de violencia sexual. Por lo general estos casos resaltan a una persona de perfil alto o exponen un asunto mayor dentro de una institución. Tenga presente estas pautas al escoger las historias que desea leer y ver.

  1. Usted tiene control sobre lo que ve. A nadie le debe el tener que estar familiarizada(o) con estas noticias. Si una parte específica es agobiante, irritante o la(o) incomoda, usted no tiene que leerlo.
  2. No son solamente noticias. Incluso los portadores de noticias deben trabajar con empeño para atraer a los lectores. Estas noticias pueden ser gráficamente explícitas, recurrir al sensacionalismo del crimen o incluso defender al responsable.
  3. La gente va a reaccionar. Las noticias sobre la violencia sexual tienden a suscitar reacciones del público, de quienes están de acuerdo con las acusaciones o de quienes no lo están. Puede ser doloroso leer sobre gente que no cree en el argumento del sobreviviente o las dificultades de una investigación en particular. Recuerde que estas historias no le están sucediendo a usted en este momento y reconfórtese hablando con alguien en quien confía. Trate de evitar leer comentarios en noticias online relacionados con la violencia sexual.

Las redes sociales

Las redes sociales le permiten a las personas publicar sus opiniones sobre eventos de la actualidad, sus pensamientos personales o incluso sobre otras personas. Empleados correctamente, las redes sociales pueden ser parte de la experiencia de recuperación para los sobrevivientes, pero también podrían producir reacciones negativas.

  1. Usted tiene control sobre su experiencia con las redes sociales. Si usted ve algo que le incómoda, salga de esa ventana en cualquier momento. Cuando esté haciendo comentarios en sitios de medios sociales, infórmese sobre las configuraciones de privacidad y de ver para controlar la información que comparte con los demás y la información visible para usted. Si le preocupa recibir o ver mensajes que la podrían afectar de forma negativa, siga solo a las personas o los grupos que usted sabe que no pondrán contenido negativo o imágenes explícitas.
  2. El compartir es un cuchillo de doble filo. Muchos sobrevivientes comparten sus experiencias online, bien sea en blogs personales o contribuyendo a las conversaciones por medio de hashtags como #FuiVioladaNuncaDenunciado (#BeenRapedNeverReported). Estas avenidas le pueden dar a los sobrevivientes una voz y ayudarlos a seguir adelante. El leer estas historias puede ser de inspiración, pero conlleva el riesgo de producir ansiedad u otros sentimientos inesperados. Tenga presente que no debe sentirse obligada(o) de compartir públicamente su historia; esa es una decisión personal.
  3. Los menores de edad deben ser cautelosos. Las leyes de notificación varían de estado a estado, pero en algunos casos si un menor de edad publica información que lo identifica personalmente relacionada con abuso sexual, el lector podría tener la obligación de denunciar o notificarlo. Infórmese sobre las leyes en su estado.
  4. No todos usan las redes sociales para el bien. Algunas veces la gente usa la tecnología para lastimar a otra persona. Una persona podría involucrar a un sobreviviente de una forma intimidante, no solicitada y sin mutuo acuerdo. Además podrían menospreciar el carácter de una persona o exponer detalles de la vida de una persona que no se deben compartir. Este uso de las redes sociales puede dejar a la otra persona sintiéndose incómoda o asustada. Visite rainn.org/es para conversar con alguien capacitado para ayudarle.

Cualquier persona cuya vida ha sido impactada por el asalto sexual, ya sea que le haya sucedido a usted o a alguien importante en su vida, puede obtener apoyo de rainn.org/es. También puede llamar a la Línea de Ayuda Nacional del Asalto Sexual al 800.656.4673 para hablar con alguien que le puede ayudar por teléfono.

Es difícil saber qué hacer, qué sentir y cuáles son sus opciones después de un abuso sexual.

Seguir Leyendo

Gratis. Confidencial. Segura.

Obtenga Ayuda

La Línea de Ayuda Nacional del Asalto Sexual siempre será gratuita — con su ayuda. Haga su donación ahora mismo.

Done Ahora